esen
  • 2017cover Actualidad
  • 1
Jueves 04 de Febrero de 2021 a las 12:30

Tres alumnos, ganadores del 'Challenge Coliving Urban Campus'

El concurso consiste en adaptar espacios colaborativos de trabajo y convivencia a la situación de pandemia

Mercedes Rodríguez Loeb

Tres estudiantes del grado en Diseño Integral y Gestión de la Imagen han sido los ganadores del primer Challenge Coliving Urban Campus, concurso que tiene como objetivo animar a los alumnos de los grados en Industrias Creativas a repensar los espacios de convivencia de Urban Campus en la era covid-19.

Urban Campus es una empresa dedicada al diseño de espacios colaborativos de coliving y coworking. Debido a la situación de pandemia muchas empresas han cerrado sus oficinas pero hay trabajadores que siguen necesitando acudir presencialmente; para no mantener grandes espacios con pocas personas se unen en lugares colaborativos donde trabajan personas de diferentes sectores.

Los espacios de convivencia tuvieron que readaptarse y es por ello que se decidió llevar a cabo el concurso con alumnos de la URJC para que pusieran en práctica todo lo aprendido en las aulas. Con el Challenge Coliving se invitó a los participantes a proponer soluciones técnicas y creativas capaces de generar un nuevo concepto habitacional.

La prueba se podía afrontar desde cuatro disciplinas diferentes: diseño gráfico, diseño de producto, diseño de espacio y gestión de la imagen, aunque se podía realizar un proyecto transversal que abarcara varias de estas materias.

Las opciones ganadoras, llevadas a cabo por Davinia Franco, Laura González y Josemi Madrigal, se centraban en el diseño de producto. Davinia realizó un BedOn-BedOff con el que se ampliaba el espacio disponible en la habitación; por otro lado, Laura y Josemi ofrecieron un mueble modular que incluye dispensador de gel hidroalcohólico y mascarillas, al igual que es un repositorio de efectos personales.

La idea de Davinia Franco surge tras entender el problema y empatizar con los habitantes y localizar sus necesidades. “El problema residía en que las habitaciones individuales no permitían demasiada libertad de movimientos, por ello, al elevar la cama al techo con un sistema de poleas, se libera los metros cuadrados que ocupa la cama”, afirma la premiada.

El proyecto de Laura y Josemi “trata de solucionar un problema mediante una tipología objetual. Gracias a unos apoyos verticales y abatibles, facilita el soporte para que los elementos de la calle que han estado en contacto con muchas personas no lleguen a introducirse en los espacios habitacionales”, comenta el creador del mueble modular.

Los vencedores han obtenido un paquete de horas de trabajo en el espacio de Urban Campus situado en la carrera de San Jerónimo y la valoración profesional de sus trabajos para una hipotética aplicación en los espacios de la empresa. Tanto Urban Campus como la Universidad Rey Juan Carlos pretenden seguir colaborando en iniciativas relacionadas con el desarrollo de espacios de convivencia en los cursos venideros.  

Bedon