ACTUALIDAD

ESENCIALES: Secretarios

Escrito por JUAN ANDRES LOPEZ PADILLA

La verdad es que la Universidad a veces resulta un poco confusa. No sé a vosotros, pero a mí el hecho de verme solo, lejos de casa y a las puertas de empezar algo tan serio como la última etapa de mi vida educativa me asustaba un poco. Al principio sentía algo de miedo, pero sobre todo estaba perdido. El instituto es muy diferente a esto, y aprender a responsabilizarte de los temas serios que te atañen es definitivamente necesario pero traumático.

 

Seguro que os podéis imaginar el susto que me di cuando entré al Portal de Servicios por primera vez en mi vida (acababa de saber de su existencia) y, a dos días de empezar el curso, vi que aparecía un error en el pago de la matrícula. Me dio un vuelco el corazón. Empecé a plantearme todo tipo de desgracias: no iba a poder ir a clase, no me dejarían hacer los exámenes, tendría que esperar un año para empezar la carrera… Ahora veo que esas preocupaciones no tenían demasiado sentido, pero en ese momento estaba realmente preocupado. Y es normal. Temblando, busqué el número de Secretaría de la URJC y lo marqué.

 

Al otro lado de la línea se encontraba una voz amable, seguramente acostumbrada a resolver cientos de estos problemas diariamente. Yo intenté mantener la calma con más bien poco éxito, lo cual notó. Tras explicarme que no pasaba nada e indicarme los pasos a seguir para arreglarlo, colgué la llamada y suspiré como no había suspirado nunca. Aquella vez salí de la llamada tranquilo, respiré hondo y le di las gracias en la distancia a esa persona a la que no conocía, pero que me había ayudado a superar el primer gran bache de mi vida universitaria.

Modificado por última vez el Viernes 29 de Mayo de 2020 a las 12:38